Imagen de la web multimedia de la 79ª Feria del LiIbro de Madrid En Directo en 2020. /WMagazín

La Feria del Libro de Madrid se rejuvenece y se hace transnacional en su edición digital

Casi medio millón de visitas recibió la cita madrileña en su edición virtual en 2020. Medio centenar de actividades, de videoconferencias a videocuentacuentos, con escritores, editores, libreros, periodistas y expertos en la industría editorial. Instagram fue la red preferida por el público

La 79ª Feria del Libro de Madrid rejuveneció su público en su edición digital en 2020, del 2 al 18 de octubre. Casi medio millón de personas acudieron a la cita madrileña virtual. La ampliación de su horizonte arrojó un nuevo perfil de sus visitantes en el ciberespacio: mayoritariamente joven, con vocación internacional y muy femenino y feminista. Instagram fue el canal preferido del público con más de doscientas mil personas, seguido de Facebook cercano a esa misma cifra, después Twitter con cincuenta mil y finalmente la propia web de la feria con otras cincuenta mil personas. Aplazada de junio a octubre, debido a la pandemia covid-19, la Feria iba a ser presencial y al final fue solo digital; en la línea que han seguido todos los encuentros alrededor del libro en el mundo.

“Es una gran experiencia con un resultado razonablemente bueno, sensato, teniendo en cuenta las circunstancias excepcionales y el hecho de experimentar un formato inédito”, afirma Manuel Gil Espín, director de la Feria. Una de las grandes enseñanzas de esta edición digital, reconoce Manuel Gil, es que “las ferias del futuro serán híbridas donde lo virtual no será solo un apoyo a lo presencial, sino que tendrá que estar en igualdad de condiciones tanto en actividades como en escaparates para ventas de libros”. El director de la Feria añade que “lo virtual debe tener una entidad dentro del diseño ferial”. En las dos semanas de feria se generaron más de 600 horas de visionado.

El seguimiento que hizo el público de otros países convirtió a la feria en un evento transnacional. Los principales países fueron España, Colombia y Estados Unidos, según la organización. La feria se puede repasar en su propia videoteca y en el canal oficial de YouTube. Un material de consulta que la hace vigente todo el año en la estrategia de las ferias más importantes al compartir sus actividades con todo el público.

Una de las sesiones de Cuentacuentos en la 79ª Feria del Libro de Madrid En Directo. /WMagazín

Dos de las actividades más exitosas, por el número de personas, fueron las sesiones de Cuentacuentos y la performance de la colombiana Paula Arcila. Una tercera actividad con mucho público, recuerda Gil Espín, fue la dedicada a las mujeres deportista.

Las otras actividades estaban dirigidas a un público más profesional en las diferentes partes de la cadena del libro y a los lectores muy cualificados. Entre ellas el ciclo Autores en la era poscovid-19 con Almudena Grandes, Marcelo Luján, José Manuel Lucía moderados por David Felipe Arranz, y la segunda sesión con Rosa Montero, Raquel Lanseros, Pepe Larraz, moderados por Ana Segura.

Almudena Grandes en la conversación inaugural de la 79ª Feria del Libro de Madrid En Directo. /WMagazín

Un recorrido por las experiencias de seis creadores que contaron cómo vivieron y viven este tiempo excepcional como ciudadanos y escritores. Almudena Grandes reveló, por ejemplo, que entre abril y mayo logró armar una novela que saldrá próximamente; mientras Rosa Montero creó por internet un Taller de cuentos con lectores de España y Latinoamérica, sobre todo.

Rosa Montero en la Feria del Libro de Madrid En Directo 2020. /WMagazín

Todo esto ha sido un aliciente para un sector siempre esperanzado en esta feria que será recordada como la de la cancelación por culpa de la pandemia covid-19. “El daño que esta cancelación ha supuesto para los pequeños y medianos editores es considerable en lo que respecta a su facturación, pero no menos grave es la oportunidad perdida de que el público asistente a la feria pueda conocer in situ el fondo y las novedades de estas editoriales”, lamenta Manuel González Moreno, presidente de la Asociación de Editores de Madrid.

Leer Iberoamérica

Otro espacio exitoso en el ámbito profesional fue Leer Iberoamérica Lee, organizada por el Laboratorio Emilia de Formación. La primera edición en 2019 fue en la Biblioteca Nacional de manera presencial y está en la red a través de teleconferencias. El lema fue Leer el mundo con tres encuentros: leer la crisis a través de los ojos de los analistas iberoamericanos, analizar los problemas aún no superados a nivel mundial, como la desigualdad, la democracia inclusiva, el racismo estructural y la ecología del desarrollo sostenible.

Leer Iberoamérica Lee busca afianzarse como espacio de reflexión entre España y Latinoamérica y promover “la lectura como parte esencial en la construcción de nuestras sociedades”.

En una de las charlas Daniel Innerarity, director del Instituto de Gobernanza Democrática y autor de Pandemocracia, reflexionó sobre uno de los debates actuales, surgidos por la crisis sanitaria de la covid-19, sobre si las democracias son más eficaces a la hora de resolver problemas frente a los sistemas autoritarios: «Ya ha habido voces que plantean si no es mejor prescindir de todos los formalismos democráticos de respetar los derechos humanos y adoptar formas de gobierno más resolutivas en momentos como este”. Ante esa tentación, Inneratiry es claro en que no está de acuerdo con esos modelos y atajos y soluciones: “La democracia exige una lenta construcción con electores, público, y creación de ese espacio público que no es fácil. No nos dejemos seducir por la tentación de que los sistemas autoritarios son más eficaces a la hora de resolver problemas. En países con desigualdades puede haber desesperanza, pero la democracia representa un conjunto de valores muy superior y más inteligente no solo desde el punto de vista normativo sino cognitivo”.

El filósofo español recuerda que no hay que olvidar que en un sistema donde fluye la libre información hay gobierno y oposición y libertad de prensa, etcétera, y que “buena parte del fracaso de los regímenes autoritarios es por la insostenible represión de la información”.

Daniel Innerarity se mostró en contra de la ofensiva existente de tratar a la cultura como algo útil en términos de rendimiento económico “como si fuera que eso la justificara. Me interesa subrayar lo que tiene la cultura de ocio, de distracción que mejora nuestra atención sobre el mundo frente a esa obsesión por la rentabilidad”.

Daniel Innerarity en la 79ª Feria del Libro de Madrid En Directo. /WMagazín

Leer Iberoamérica Lee contó con la organización de Inés Miret que en conversación con Dolores Prades y José Castilho hablaron de la importancia de espacios de reflexión como este: “La crisis sanitaria de la  covid-19 ha vuelto a interrumpir nuestras vidas y, de nuevo, estamos tratando de entender el autorretrato de la humanidad, marcado ahora por la pandemia mundial, que ha abierto de par en par las desigualdades, las intolerancias, la usurpación de derechos, el culto a la ignorancia o el individualismo. ¿No es este un momento propicio para las preguntas? ¿No es ahora más necesaria que nunca una mirada crítica hacia posibles lecturas del mundo?

No faltaron en esta Feria del Libro de Madrid En Directo los expertos en la era digital y las vías sobre cómo evoluciona la industria del libro. Estuvieron en sendas clases magistrales Porter Anderson, Michael Bhaskar y Edward Nawotka. Hablaron del presente, pero sobre todo de los desafíos. Más allá del soporte, sus palabras invitaron a analizar la extensión social de la lectura para otorgarle el valor que necesita y merece, así como la búsqueda de nuevos lectores como el reto fundamental no sólo de la industria sino también de las sociedades modernas. El duelo entre lo que leen las nuevas generaciones que leen más pero no todo es de calidad. Orientar en al selección.

Por una feria híbrida en 2021

La 79ª Feria del Libro de Madrid En Directo permitió que se hablara de libros, de autores, de la industria, del retos y soluciones y de la feria de 2021, “año en el que todos esperamos volver a reunirnos en el parque de El Retiro en torno a los libros a esos centenares de miles de visitantes que hacen de esta feria una de las más importantes del mundo”, según Manuel González Moreno.

Todo pasa por los libros, negocio, ideas y formación de ciudadanos y una edición digital amplía la proyección de las ferias y sus mensajes. Para González Moreno “por encontramos ante un escenario tan complejo es fundamental conseguir que el libro sea declarado bien de primera necesidad y que eso comporte actuaciones de las diferentes administraciones en el sentido de dotar a las bibliotecas públicas de fondos renovados, fomentar e incentivar lectura entre la población joven y entre los sectores más desfavorecidos de la sociedad, y garantizar el derecho a la educación y a la cultura con becas y ayudas directas a familias y estudiantes para la adquisición de libros de texto y universitarios”.

En esas dos semanas la feria madrileña logró que acudieran casi medio millón de visitantes con los que ha traspasado sus fronteras del Parque del Retiro donde se hace entre mayo y junio. Para Manuel Gil Espín, “esta edición ha sido un laboratorio y ya hay algunas ideas para celebrar la 80ª Feria del Libro de Madrid, en 2021”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Apoya a WMagazín como mecenas cultural Apoya a WMagazín como mecenas cultural Apoya a WMagazín como mecenas cultural Apoya a WMagazín como mecenas cultural Apoya a WMagazín como mecenas cultural Suscríbete a nuestra newsletter · Suscríbete a nuestra newsletter · Suscríbete a nuestra newsletter · Suscríbete a nuestra newsletter · Suscríbete a nuestra newsletter · Suscríbete a nuestra newsletter ·